281
post-template-default,single,single-post,postid-281,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive
27 Abr

¿Branded Content o Native Advertising?

Están en boca de todos como si fueran una pareja de cine. Branded Content y Native Advertising conviven –unidos pero no revueltos– en el mundo de la publicidad y en los últimos años se han popularizado a pesar de que sus definiciones no están completamente consolidadas.

Esto lleva a que tanto agencias como anunciantes se sientan algo confusos a la hora de explicar qué es cada cosa. Vamos a intentarlo:

Por un lado, Native Advertising (o publicidad nativa) es, según IAB Spain:

“Aquella que se integra en el contenido editorial natural de la página o en la funcionalidad del medio en el que se publica, permitiendo a la marca estar presente en la publicación (sea una web de noticias, mediante contenido audiovisual, un post en blog especializado…) de una manera más armonizada con el resto de contenido que otros sistemas publicitarios (pop ups, banners y anuncios en general) que puedan aparecer en la web en cuestión”.

Por otro lado, Branded Content es una práctica que IAB Spain define de la siguiente manera:

“La creación de un contenido relevante, entretenido o interesante, de aspecto no publicitario, generado por una marca para crear audiencia y conectar con ella. El contenido comunica de forma implícita los valores asociados a la marca, aunque ésta pasa a segundo plano“.

Es decir, es un contenido creado con el fin de generar vínculos emocionales, sociales o culturales, así como educar, informar, divertir y trasladar los valores y crear fidelización y lealtad hacia la marca. Puede abarcar diferentes formatos, desde un texto informativo o didáctico, hasta una app o un cortometraje.

Encuentra las diferencias

  • Un proyecto de Branded Content puede difundirse a través de medios propios (web, blog, redes sociales), medios ganados (cobertura mediática) o medios pagados (donde, además, puede encajar la publicidad nativa). En cambio, el Native Advertising siempre se basa en pagar espacio en un medio para integrar sus contenidos con el mismo look and feel, respetando el formato y la línea editorial del medio en cuestión. Es muy importante, por tanto, especificar con claridad que se trata de un contenido publicitario.
  • Mientras que el Native Advertising se centra en crear notoriedad e impacto con la presencia de la marca, en los proyectos de Branded Content la prioridad es conquistar al usuario y conectar con la audiencia a través de un contenido que entretenga, informe o eduque, dejando a la marca en segundo plano pero transmitiendo sus valores.
  • Según la opinión de Javier Regueira, director de la Asociación Española de Branded Content, otra de las diferencias radica en que en la publicidad nativa la marca “vende” su producto y el Branded Content, por el contrario, consiste en “comunicar una marca relevante”, haciendo que esa relevancia “genere conversación en torno a la marca”.

En definitiva, aunque el debate está servido por la variedad de definiciones que existen de Branded Content y Native Advertising, si hay algo en lo que ambas coinciden es que son técnicas publicitarias no invasivas, que no interrumpen y que aportan un contenido que puede resultar útil e interesante al público.

NO HAY COMENTARIOS

Escribir comentario